Wanted

Los últimos meses habían resultado realmente extraños para Pere. Seguía su rutina de todos los días, levantarse, encender el calentador mientras bebía un vaso de zumo de naranja, su tabla de ejercicios antes de la ducha… 
 
  

de aquí

En apariencia nada había cambiado. Entonces… ¿por qué esa sensación de intranquilidad, de nerviosismo, no le dejaba en paz de una vez?

Una mañana como otra cualquiera, en esos minutos robados al despertador, en ese estado de modorra en el que uno no está ni dormido ni despierto, el atisbo de una respuesta se acomodó dentro de él. Necesitó un par de días más, para que ese susurro revelador, creciese y cobrase forma. Se dio cuenta de que ya no estaba con él, a pesar de ser su compañero desde la infancia. ¡Había perdido un sueño!
 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en opening my eyes y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s