Libro: “El viaje de Ender”

No voy a hablar sobre el libro, sí sobre reflexiones que hay en él.

Ender:

p-00018668El sistema está concebido para ir contra él y encontrar nuevas formas y fondos.

Cuestionando todo, aprendes a ver de forma diferente.

Es necesario compartir para seguir aprendiendo.

Siempre hay manipuladores y aprovechados que intentan… Son los que no consiguen comprender o no quieren porque su “EGO” su castillo inexpugnable no se lo permite.

Pensamientos propios sobre Ender:

Si comprendes el universo, si te conviertes en él, cesa todo enfrentamiento y toda guerra.

El arte de la paz. El camino de la espada. El zen. El mensaje profundo, el origen de las religiones, que no éstas. El modo de ver el mundo de nativos, aborígenes y otros indígenas… Y todo lo correspondiente a estos, en cualquier cultura y lugar. Son un camino para  volver a ser el universo, fluir con él.

Vuelve a mi, el recuerdo de un gran koan que me ofrecí a mi mismo hace tiempo:

“Ni defensa, ni ataque”

Hasta aquí la primera mitad del libro.

Sobre la segunda mitad. las reflexiones finales sobre los invasores no tienen desperdicio, así como el mundo de manipulación… sobre ello diré lo siguiente:

Luchamos para defender nuestras ideas o lo que está tan grabado en nosotros mismos que creemos que es indiscutible y una verdad universal. Esto en el día a día. En una gran guerra luchamos por las ideas de los que nos dirigen.

Cada victoria que conseguimos es la derrota de nuestro espíritu. Nadie gana una guerra. Todos los participantes sufren las consecuencias en su espíritu, alma… y en su cuerpo, ya directa o indirectamente.

Todos nosotros somos responsables de crear nuestro propio infierno. El colectivo y el personal. No debemos martirizarnos, pero sí aprender y cambiar el rumbo, individual y como especie. Sino, al final descubriremos que nos hemos exterminado unos a otros por no querer comprender, comunicarnos, compartir…

Y ya será tarde.

Es hora de dar un giro completo a nuestro planteamiento y volver a crear un mundo con poblaciones autosostenibles. Donde compartamos y dejemos de crecer sin ton ni son. Es hora de juntarnos, no de dividirnos, creyendo que así nos perpetuamos.

Si hemos llegado hasta aquí, deberíamos poder hacerlo aunque cada vez nos quede menos tiempo.

Y como alguien dijo en algún momento de la historia de la humanidad. Y yo también digo ahora:

“Las normas están para seguirlas y para saber cuando no debemos seguirlas”

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en literatura y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s